martes, 4 de agosto de 2009

UNA NUEVA OPORTUNIDAD


El 31 de julio del presente año, 518 dignatarios de elección popular de la Provincia de Loja asumirán sus funciones en medio de una nueva oportunidad democrática para cambiar el rumbo de nuestra olvidada Región y consecuentemente del Ecuador.
Un Prefecto, 1 Viceprefecto, 4 Asambleístas, 16 Alcaldes, 116 Concejales y 380 Vocales de Juntas Parroquiales serán el principal equipo de trabajo con que contará nuestra Provincia para enfrentar graves problemas colectivos que la aquejan, como falta de servicios básicos y de vivienda, insalubridad, desempleo, inseguridad, deficientes vías de comunicación, deforestación indiscriminada, entre otros.
La tarea es sin duda compleja y es de esperar que los mandantes no se hayan equivocado al escoger dentro de una gran variedad de opciones y tendencias ideológicas a los mandatarios políticos que hoy se posesionan, lo cual, lamentablemente despierta cierto temor a causa de los repetidos engaños de los que ha sido víctima la ciudadanía a lo largo de toda nuestra convulsionada historia.
Hago votos para que este grupo de ciudadanos que ostentarán el poder político local, antepongan siempre en el ejercicio de sus funciones el interés colectivo por sobre los intereses particulares o de grupo; para que tengan siempre presente que la dignidad que ostentarán es una oportunidad de servicio a sus mandantes; para que al escoger sus colaboradores busquen a los más idóneos y a los que más convengan a los intereses de la región por sobre el compadrazgo politiquero; para que sean respetuosos del ordenamiento jurídico y promuevan la consolidación de un verdadero estado de derecho; para que actúen con honestidad, con justicia, con solidaridad, con sentido común; y, para que jamás procedan con venganza o rencor en contra de cualquier ciudadano, aunque piense diferente.
La sociedad debe estar atenta sobre aquello, y por el momento es conveniente que sea optimista y apueste a la esperanza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario