miércoles, 20 de octubre de 2010

NOBEL DE LITERATURA PARA MARIO VARGAS LLOSA


Durante años, muchos latinoamericanos en los que me incluyo, esperamos el anuncio anual de la Academia Sueca de Ciencias proclamando al nuevo Nobel de la Literatura, con la legítima expectativa de que los escandinavos mencionen a Mario Vargas Llosa como el elegido.

Lamentablemente esto no sucedía, a pesar de que el peruano es el más importante escritor viviente de habla hispana, que no había sido galardonado con tan notable laurel literario.

Ante esta injusta realidad, el 7 de octubre se hizo justicia y se pudo escuchar con inmensa alegría la anhelada noticia de que Vargas Llosa había sido elegido Nobel de la Literatura 2010.

Los méritos literarios de este coloso de la intelectualidad son muchos, y los hemos disfrutado en fascinantes obras como: “La ciudad y los perros“; “La casa verde” en la cual describe con maestría los detalles de convivencia social en Piura; “Conversación en La Catedral”; “Pantaleón y las visitadoras” que fuera llevada al cine; “Los cuadernos de don Rigoberto” en la que narra el amor entre el culto Don Rigoberto y su extravagante esposa Lucrecia; “La tía Julia y el escribidor”, en que refiere con realidad y ficción su apasionante romance con quien fuera su primera esposa Julía Urquidi, fallecida recientemente en marzo del 2010; “El pez en el agua”, en la que cuenta su experiencia como candidato a la Presidente del Perú; “La Fiesta del Chivo” en la que relata las atrocidades del dictador dominicano Rafael Leonidas Trujillo; “Travesuras de la niña mala”, novela adictiva acerca del tormentoso amor de un hombre por una mujer de mil rostros. Ahora, el mundo espera con ansiedad su nueva novela: “El sueño del celta”, que circulará el 3 de noviembre.

Por todo ello, resta decir, gracias Vargas Llosa, éste triunfo no te pertenece solo a tí, sino también a nuestro idioma, a Sudamérica, y a todos quienes hemos sido cautivados, deslumbrados y embrujados por tu maravillosa pluma incansable y universal.

miércoles, 6 de octubre de 2010

JOSÉ PAÚL MOREIRA MORALES CINEASTA LOJANO


El estreno de la película “SARAGURO HISTORIA CON SANGRE INKA”, vino a confirmar el importante trabajo cultural que viene cumpliendo desde hace algunos años el cineasta lojano José Paúl Moreira Morales, quien sorteando todo tipo y tamaño de adversidad ha logrado sacar a la luz con éxito interesantes trabajos cinematográficos.

He tenido la suerte de observar algunas de sus obras, la primera un cortometraje titulado “¿Dónde está Dios cuando más lo necesitamos?”, la segunda una película llamada “Atrapen al Santo”; y, recientemente la tercera, el largometraje “Saraguro Historia con Sangre Inka”; todas éstas con profundos y complejos contenidos temáticos manejados por el cineasta con gran solvencia intelectual y marcada objetividad.

Es de entender que la tarea de producir películas de cine es sumamente difícil en el Ecuador, no se diga en Loja, lo cual hace que lo alcanzado tenga mucho más mérito. Estoy seguro que las únicas armas con que contó José Moreira para enfrentar la adversidad y alcanzar la cristalización de sus metas, fueron su gran capacidad y sus inquebrantables ganas por hacer bien las cosas, lo cual desde hace rato lo ha convertido en un claro ejemplo de orgullo para la cultura de nuestra querida campiña lojana.

Tengo el gusto de ser su amigo desde hace mucho tiempo, y en lo personal puedo decir que José Paúl Moreira, es un gentil y honorable ser humano, cuya personalidad se halla revestida de un especial talento, ingenio y voluntad, enmarcados siempre en esa principal manifestación de la inteligencia que se llama sencillez.

Logros como éstos, ratifican la autoridad cultural e intelectual que sigue teniendo Loja, cuna incuestionable del desarrollo de las distintas manifestaciones del espíritu y del intelecto.

Desde mi modesto espacio de opinión, hago pública mi felicitación a éste destacado cineasta e intelectual lojano por el nuevo logro alcanzado, pidiéndole que siga adelante sin desmayar jamás.